Fundado el 9 de febrero de 2020
LUIS FERNANDO CARDONA
Director Fundador

Sin categoríaAliados estratégicos o gobierno corporativo

Aliados estratégicos o gobierno corporativo

POR MARINO MÚÑOZ H.

“En democracia el ciudadano debe elegir, que yo sepa las multinacionales no se presentan a las elecciones y tienen el poder efectivo, real. Es una comedia de engaños.” 

José Saramago.


Las Empresas Públicas de Medellin, EPM se han denominado en el país como una de las Joyas de la Corona Empresariales, después de ECOPTEROL y se nos ha vendido la idea de la pulcritud de su administración a toda prueba, por: a) Existir un acuerdo político, empresarial gubernamental local o b) Por tener una administración Corporativa (Acuerdo Alcaldía y empresarios para manejar con altos criterios técnicos la empresa).

En el 2014 la alcaldía publicitaba en su página web que “la llegada del gobierno corporativo a la ciudad como un hito de la administración pública en Colombia”. (Aunque las actividades relacionadas con las prácticas de gobierno corporativo se inician desde el año 2004, con la inclusión en forma explícita del “buen gobierno corporativo” en los principios y fundamentos del Grupo Empresarial EPM, se realiza y consolida con la conformación de la Dirección de Responsabilidad Empresarial en el año 2009). Es decir desde hace más de16 años, se ha aplicado este criterio Corporativo que nos han vendido como super exitoso.

Pero nada aparece de la nada, en un crédito otorgado por el BID en el año 2004, se lee la siguiente cláusula: “El Banco Interamericano de Desarrollo (BID) apoyó a Empresas Públicas de Medellín ( EPM o EEPPM ) 1 en la construcción y puesta en marcha del proyecto hidroeléctrico Porce III 2 , ubicado en el departamento de Antioquia, Colombia, por medio del programa de préstamo BID 1664 / OC – CO, suscrito el 9 de  diciembre de 2005 entre el BID y EPM , por un valor de US $ 200.000.000. Uno de los objetivos planteados en el citado Convenio de Préstamo hace referencia a la implementación de prácticas de gobierno corporativo y específicamente a cómo estas actividades “Contribuirán a mantener y consolidar gradualmente el desempeño y eficiencia de EEPPM. Para tal fin, se financiará, la identificación, validación e implantación de medidas de desarrollo corporativo en EEPPM, así como su seguimiento, divulgación y evaluación continua. Estas actividades se estructurarán principalmente en las siguientes áreas: enfoque general del gobierno corporativo, el derecho y trato equitativo de la propiedad, estructura y control por parte de la propiedad, Junta Directiva, información financiera y no financiera y resolución de controversiasNo fue a ningún paisa al que se le ocurrió implementar El Gobierno Corporativo, fue a un Organismo de Crédito Internacional, que como siempre imponen a los países emergentes las condiciones de gobernabilidad institucional a favor de los dueños del capital. 

También es bueno aclarar unos criterios que aparecen unidos y que se presentan como la base de dicho éxito: Uno, La eficiencia administrativa que debiera ser la norma de normas, para cualquier tipo de empresa pública o privada y que al parecer, es en la que se falla permanentemente en el sector público por nombrar personas sin capacidades administrativas, preparación académica, idoneidad, rectitud y honradez. Y la segunda es la que tiene que ver con los famosos Gobiernos Corporativos.

Ahora bien que son los Gobiernos Corporativos?.  Lo que puede ser llamado gobierno empresarial, los grupos empresariales, las corporaciones, como el Grupo Empresarial Antioqueño GEA, por ejemplo. Ahí vamos desenredando la madeja, lo que nos parecía una muy buena administración de EPM, alejada del clientelismo politiquero y de la corrupción que estos conllevan, le fue entregada al sector privado empresarial 6 miembros de la Junta Directiva, de 9 eran de las principales empresas de Antioquia (GEA) y hasta aquí todo parecería normal y muy bueno para EPM y para Medellin. Pero tenía que aparecer Hidroituango. (el no siempre Invitado: Murphy y su ley implacable). Uno de los proyectos hidroeléctricos más ambiciosos del país, cuyo contrato se adjudicó en agosto de 2012, con una inversión multimillonaria, a junio de 2020 se habían invertido 11.8 billones de pesos y puede llegar a 16.2 billones. Y de un momento a otro este proyecto se viene abajo, literalmente se desploman túneles, se inunda casa de máquinas, viene una investigación por todos los errores cometidos, se cree que los costos de los daños, lucro cesante y demás pueden ascender a 9.9 billones. La Junta Directiva, pide a las aseguradoras, el pago de los seguros y estos dicen que podrían pagar aproximadamente 5 billones de pesos, lo cual daría una pérdida de más de 4.9 billones de pesos. Se estudió la posibilidad de demandar a los contratistas, diseñadores e interventores por esos valores restantes y la Junta Directiva en una de sus reuniones llega  la conclusión que no es conveniente ni presentable demandar a sus principales ALIADOS ESTRATEGICOS!!!, es decir, a esos mismos contratistas, diseñadores e interventores de los cuales la gran mayoría tenían sus propios representantes en la misma Junta Directiva, los integrantes del Gobierno Corporativo de la empresa. Y este, no era el primer problema de incumplimientos en contratos con esos aliados estratégicos,(Las empresas demandadas son: Sociedades Integral S.A., Integral Ingeniería de Supervisión SAS, Consorcio CCC Ituango, Constructora Camargo Correa, Conconcreto S.A., Coninsa Ramón H. S.A. y Consorcio Ingetec-Sedic, Seguros Generales Suramericana S.A.), ya se habían presentado controversias y demandas por incumplimientos entre EPM y alguno de sus contratistas, caso Conconcreto por ejemplo, (Entre las partes se celebró el contrato de obra No. 3-DJ-253/91, cuyo objeto consistió en la instalación de diez mil domiciliarias de energía en diferentes sitios del Valle de Aburrá. El valor del contrato ascendió a la suma de $303´064.200,oo, y el plazo inicial fue de 240 días). Dicho contrato fue objeto de demanda por parte del contratista y el Consejo de Estado absolvió a EPM de dichas pretensiones, es decir, estos contratistas aplican el lema, que es mejor tener más abogados que ingenieros para deslechar al estado.

De todo este enredo de EPM e Hidroituango podríamos concluir, tenemos en el resto de Juntas Directivas de entidades del estado de estos “aliados estratégicos”, que agencian de quintas columnas, defendiendo más los intereses de las empresas que representan que de los intereses públicos y sociales?.

Reemplazamos los clientelistas y corruptos del sector politiquero, por los negociantes del sector privado. Como quien dice nos jodimos por A o por B.  

En Pereira por ejemplo podría estar pasando lo mismo en el Aeropuerto Matecaña?. Porque casi dos años después la empresa constructora OPAM, del nuevo aeropuerto no ha pagado más de 10.000 millones de pesos de impuestos representados en estampillas de Procultura y Adulto mayor?, cuando las paguen lo harán con intereses de mora?. Solo es una pregunta capsiosa.

Artículo anteriorLa morada del fúnebre
Artículo siguienteEl puro centro

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Más articulos