Cine para El Opinadero – Lombana

0
26

Por GERMÁN A. OSSA E.

No sé ustedes, pero yo sigo respetando la pandemia. A la calle le huyo. En mi casa, creo, no hay virus, aunque entra la televisión y con ella, los noticieros que defienden a Uribe y a Duque. Algunos amigos me dicen que ese es un virus peor,  muy terrible, pero yo me alivio, apagando el aparato cuando van a empezar esos programas que entre otras cosas, duran como diez horas cada uno.

Sigo animado viendo películas que han programado todos esos festivales que programan el cine que ahora, en pandemia, no hay que ver ni en AUTOCINES, ni en los teatros. Y por ello, sigo muy contento con esta pandemia que me ha actualizado enormemente en materia de cine, aunque me toca asimilarlo en formatos no convencionales, pero hago el esfuerzo y me hago el que lo veo en pantalla grande. Es el valor del respeto que le tengo a ese invento de los hermanos Luis y Augusto Lumiere.

Esta semana vi todas las películas de un Festival que está dedicado a la Memoria visual, Mamut, que nace en Medellín y que nos permitió ver una serie interesantísima de documentales, que, a decir verdad, nos mostraron unos trabajos impresionantemente importantes, valiosos, asombrosos, sorprendentes.

Una de las películas que más gratamente me sorprendió fue “The smiling Lombana”, esa cinta que inauguró el Festival de Cine de Cartagena hace dos años, pero que no había podido ver, sencillamente porque ha tenido muy mala distribución y al festival no pude asistir por razones laborales.

The smiling lombana (2018), es un documental dirigido por Daniela Abad, que cuenta muchas cosas del abuelo de la directora, el artista Tito Lombana. La realizadora hace un retrato espectacular, sin lambonerías, honesto, en el que muestra las luces y las sombras de su familia y del extraño ídolo.  Hace una muy interesante radiografía de ese misterioso personaje y hace lo posible por mostrar al hombre estrafalario y amoral, pero refinado y alegre, que produjo una ruptura insanable y una obra muy interesante, además.

Con este documental los amantes del cine y del arte, nos enteramos que Tito Lombana, fue quien hizo esa obra que BOHEMIA, la más importante y vieja Revista informativa de Cuba, declaró como la obra más representativa del arte de Latinoamérica, “Los zapatos viejos”,  y que un hermano suyo, también artista, la destruyó en una acción de rebeldía e hizo otra, igual, que es la que nosotros hemos seguido viendo desde siempre en esa plaza central de la bella Ciudad Heroica.

Daniela Abad retrata la vida de su abuelo materno,  por medio de testimonios de sus familiares, y muestra la fuerza esperanzadora que a veces tiene el amor, la vida afectiva de tan importante artista.

De alguna manera, Daniela su realizadora y Miguel Salazar su productor, corren el riesgo de contar en una película muy familiar, muy personal, muy intimista, con unos temas casi que prohibidos e incómodos, unos secretos que de pronto no son de interés para el público en general y logran un producto destacado.

Lombana, y gracias al filme lo sabemos ya, fue un artista costeño, de origen humilde, que hizo espectaculares trabajos artísticos, pero que pudo haber sido muchísimo más grande y que se perdió en el mar de la avaricia y del dinero fácil, en donde se ahogaron muchos sueños. De nada le sirve a la historia del arte nuestro, saber que fue un hombre de una bonita sonrisa, mucho más nos hubiera gustado que esa sonrisa la hubiera dejado en figuras elaboradas por él en mármol, madera, barro o bronce.

“El amor es como las camisas, cuando uno se cansa con una o no quiere ponerse esta, recurre a aquella otra con la que se va a ver o a sentir mucho mejor”, así le contestó Tito Lombana a la esposa, mujer italiana de alta cuna, cuando ella le reclamó más afecto. Lo mismo hizo con el arte, cuando este extrañamente se mezcló con los dólares que le empezaron a llegar por montones y por otros medios. Se puso otra camisa, la que casi lo manda al olvido.

POSDATA/ Siguen otros festivales: ¡¡¡CINEXCUSA y el Festival de Cine de BOGOTÁ que dirige nuestro muy buen amigo Henry Laguado, entren a bogocine.com y verán de qué se trata!!!

Deja tu comentario

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí