Fundado el 9 de febrero de 2020
LUIS FERNANDO CARDONA
Director Fundador

ActualidadDe EEUU, OTAN, Rusia y Ucrania para el mundo i

De EEUU, OTAN, Rusia y Ucrania para el mundo i

Con respecto al origen de la guerra de Ucrania se dan explicaciones lineales, superficiales, y por lo tanto faltas de verdad. Una de ellas es atribuir con simpleza a Rusia y a Putin la culpa de todo. En cuanto a Rusia, hay 141 millones de rusos y muchos no están a favor de la guerra. Y con relación a Putin, por supuesto que no está libre de responsabilidad, pero el cuento es mucho más complejo.

El mapa que encabeza este artículo y que publicó BBC Mundo, nos da una tremenda luz sobre el asunto: antes de 1997 pertenecían a la OTAN 16 países, 14 de Europa más Canadá y EEUU. De 1997 a 2022 se han admitido otros 14 países europeos, todos estrechando el círculo alrededor de Rusia.

Hagamos esta suposición: que Rusia tuviera antes de 1997 ejércitos y armamentos en los países de Suramérica… (equivale a los países de Europa con azul oscuro…) y supongamos que a partir de 1997 Rusia avanza con sus armamentos hacia los países de Centroamérica… (equivale a los países de color naranja del mapa de Europa).

Ninguna de las dos situaciones se las hubiese aguantado EEUU. Entre otras cosas porque siempre ha dicho que América Latina es el patio trasero de ellos… Pero lo que sin lugar a dudas armaría una hecatombe es si México, que está en la frontera inmediata de Estados Unidos, le dice a Rusia que autoriza la introducción de sus ejércitos y armamentos (lo cual puede incluir misiles balísticos) en su país. EEUU antes de que ocurra, sin dudarlo invadiría México si insiste en autorizarlo, así el mundo se le viniera encima y así tuviera que matar muchos mejicanos si se ponen belicosos.

Eso es lo que está pensando hacer Ucrania, que equivale al México en el supuesto caso que acabamos de describir, porque ambos son vecinos inmediatos de cada una de las dos potencias. Esa situación no se la aguanta ninguna potencia imperial. Por eso Moscú, Pekín y muchos otros analistas (incluso el parlamentario alemán Petr Bystron del partido de la llamada derecha “Alternativa para Alemania”) han señalado a la OTAN como responsable del conflicto y a Ucrania con sus gestiones para unirse a la Alianza.

La filosofía de la Organización del Tratado Atlántico Norte (OTAN), (30 países) es “Si tocas a uno nos tocas a todos» y aparentemente parece que eso define que la OTAN tiene una naturaleza defensiva, pero las otras potencias, Rusia y China, expresan abiertamente y en un tono cada vez mayor su desconfianza hacia la OTAN, porque ha ido perdiendo su razón de ser inicial de defensa a una de carácter expansivo y amenazante.

La OTAN ha acusado a la primera potencia asiática de «socavar el orden global» en materia de seguridad, porque crece en su poderío militar, pero EEUU, Inglaterra y otros países de la OTAN también lo siguen acrecentando y no aceptan que otros países lo hagan. Es un hecho que la relación entre la OTAN y Pekín ha sido más bien de indiferencia mutua en las últimas décadas, sin muchos intercambios, pero sí con algunos eventos serios como los siguientes:

  1. Los chinos se inquietaron con la OTAN cuando entró por primera vez en Afganistán en 2003, pero luego se calmaron cuando vieron que no era una fuerza de ocupación permanente, sino más bien con fines de “estabilización y contraterrorismo”.
  2. El 7 de mayo de 1999, en una operación de la OTAN, cinco bombas estadounidenses alcanzaron la Embajada de China en Belgrado, matando a tres periodistas. El presidente Clinton se disculpó y aseguró que fue un accidente. Quisiéramos saber qué hubiera pasado si el que comete ese error es China con una embajada norteamericana.
  3. La OTAN publicó un comunicado diciendo que China es una amenaza potencial, y por supuesto eso preocupa a Pekín. Para ellos es claro que la OTAN es EEUU porque Estados Unidos lidera la Alianza y ciertamente la OTAN refleja en gran parte las decisiones de EEUU. En los últimos años, la Alianza con Ángela Merkel en el gobierno de Alemania era otra cosa: mostraba más fuerza para contrarrestar las posiciones norteamericanas, pero al actual gobierno alemán se le ha visto un mayor sometimiento a las presiones norteamericanas o por lo menos tiene muchas más coincidencias con EEUU.
  4. China piensa que la OTAN ha malogrado (desestabilizado) a Europa y está convencida que ahora está tratando de desestabilizar a Asia-Pacífico. Veamos porqué: China siente que Estados Unidos quiere instalar de facto a la OTAN, o a una rama de ella frente a sus puertas. Para entender este asunto veamos qué es Aukus y Quad. En 2021 se anunció la creación del Aukus: un pacto de defensa por el que EEUU y Reino Unido ayudarán a Australia a adquirir submarinos de propulsión nuclear, lo que ha contribuido a dañar una larga tradición de buenas relaciones entre Australia y China.
  5. Pero preocupa mucho más a China el Quad (Diálogo de Seguridad Cuadrilateral), creado en 2007, suspendido por casi una década, y reactivado en 2017 y que ha ido ganando cada vez más protagonismo. Este foro estratégico incluye cooperación militar y ejercicios de defensa entre Estados Unidos, Australia, Japón e India. Esto es como si China o Rusia metiera una alianza militar entre Cuba, México, Venezuela y Brasil en el mar Caribe. De nuevo EEUU no lo admitiría y tomaría represalias por considerarlo una amenaza contra su seguridad.
  6. Por todo lo anterior Pekín ve el Quad, no solo como un reto en su región, sino una amenaza a su seguridad y, junto al Aukus, un intento camuflado de Estados Unidos de ensamblar una OTAN a su alrededor. Ya la Secretaria de Exteriores de Reino Unido, Liz Truss habló de la necesidad de crear una OTAN global.

Obviamente la guerra de Ucrania y Rusia puede estar motivada por otros intereses:

Del lado del Gobierno ruso la salida del presidente Zelenski, la anexión de territorio, el control de centrales nucleares y los intereses de los oligarcas rusos.

De parte de Estados Unidos, quien por lo regular aprueba o promueve guerras y participa en ellas siempre y cuando estén por fuera de sus territorios: necesitan la guerra para mover la economía a su favor, para ajustar el orden mundial, para vender armas, observar su eficacia y sumar alianzas. Además, por su voracidad militar hacia el Oriente (Vietnam, Corea, Afganistan, Indonesia, Irak, por no mencionar sino cinco casos de las más de 60 invasiones que EEUU ha realizado en los últimos doscientos años. Basta con mirar la lista de Wikipedia para corrobarlo). Definitivamente saben que la paz no es tan rentable como la guerra.

Del lado del poder ucraniano su interés en participar en juego expansionista de la USA-OTAN, para protegerse por su violación del Protocolo de Minsk -2014-, en el que se comprometía a no perseguir a la comunidad parlante rusa de la región del Donbas, así como por las masacres de ciudadanos de Luhansk y Donetsk y para disimular que su gobierno junto con el de EEUU votaron contra la resolución antinazi promovida por la ONU en 2021.

En estos análisis y en muchos otros hay que superar las trilladas discusiones entre izquierda y derecha, entre capitalismo y comunismo (que no existe): el gobierno norteamericano representa el capitalismo corporativo multinacional, Putin el capitalismo oligarca ruso. Y Xi Jinping la expansión económica de China que también es capitalista.

En la segunda parte veremos la única salida, casi imposible, que haría que la guerra en Ucrania no se siga escalando hasta convertirse en un conflicto orbital que nos afectaría a todos de una manera mucho más grave a como nos está afectando en todo el mundo en este momento.

César Augusto Muñoz Echeverry

cesarm@cmconsultorias.com

317 4310806

Artículo anteriorOtro litigio de MEGABUS
Artículo siguienteUn alcalde “carefiesta”

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Más articulos