Fundado el 9 de febrero de 2020
LUIS FERNANDO CARDONA
Director Fundador

ActualidadEl arte y la cultura: un aspecto medular para el desarrollo de...

El arte y la cultura: un aspecto medular para el desarrollo de la sensibilidad en el departamento de Risaralda

Desde la antigüedad las artes eran lo más importante para los seres humanos para vivir en sociedad y lo sabían a profundidad los estudiosos que hoy toman el nombre como intelectuales. Los creadores de las expresiones en las distintas áreas, llegaban con las ideas más descabelladas para ganarse al Rey o al Emperador y en aquellas épocas, los artistas se la pasaban en contacto con el entorno y la naturaleza, como también con la realidad social, llevando a los distintos formatos todas las expresiones, las interrelaciones con los civitas y sus contradicciones, que a partir de esos comportamientos culturales se desataban diferentes composiciones para llevar la vida en desarrollo en el plano de la creación.

Pues bien, hoy después de siglos, nada ha cambiado, todo sigue igual, los artistas llamados modernos que han pasado de un plumazo al mundo contemporáneo, dieron un salto al mundo de las técnicas igual que antes, pero con el avance de las plataformas digitales que permiten conocer en tiempo real el mundo en movimiento, todo se sabe, si estamos equivocados, si estamos acertados, en fin, si estamos trabajando para poder mostrar y demostrar que el arte se practica en el goce pagano del aprendizaje en complemento con el otro como un par académico a través de la plataforma de la gobernación en estos contenidos que da fe de esto: todo comentario se tiene en cuenta, todos sabemos y todos aportamos, si nos equivocamos o si acertamos, es un trabajo en equipo, siempre hay un responsable claro, y es solo para proponer a través de la moderación un orden en los juicios. 

Lo más importante es que se derrumba la teoría de que el arte es solo la práctica para lo bello y lo estético, dejando las emociones y los sentimientos por fuera, que hoy juegan un papel importante en la construcción de la identidad, del pensamiento y la inteligencia, el arte y la cultura, como ciencias humanas, permiten que las demás ciencias coexistan, ya que todo principio de creación, llámese como queramos, nace de una idea, de un acto de creación, que es también un proceso para generar el cambio, lo que hoy conocemos como innovación.

Saber que el arte ya es una realidad y un aporte de carácter fundamental para el conocimiento holístico de la creación y de manera no precisa pero contundente, y lo expresamos así, porque una obra no se repite de manera igualmente perfecta, ya que el arte, es el estado del pensamiento más concreto de la interpretación, cambia, muta y se desvanece.

El ser humano, no debe dar cabida a la duda, solo entrega a través del performance (como se denomina cualquier acción en contexto que ejecuta el cuerpo con unas formas estéticas como medio que son herramientas extensoras del cerebro, por ejemplo: el performance de ese jugador fue una joya, esa mujer acaba de ejecutar un performance en la gimnasia de piso, qué exposición tan hermosa, fue un verdadero performance su montaje entre otras), el arte es una puesta en escena para despertar la iniciativa del espectador y provocarlo a la reflexión, el arte es una forma de vida que genera un estado espiritual en la rítmica o el silencio, en la acción y la pasión.

Pues bien, este departamento de Risaralda tiene y viene desarrollando en los 14 municipios un Plan de Cultura, unos lineamientos pedagógicos y estratégicos de formación en las distintas áreas de las artes vivas, visuales o aplicadas, con talleres dirigidos a niños, jóvenes, adultos y adultos mayores, con un “staff” de profesionales en la danza folclórica y contemporánea, música, coros, artes aplicadas, artes visuales, interactividad de las plataformas como una herramienta para el diseño gráfico básico y avanzado, trabajo con personas con otras capacidades (inclusión), teatro y  manualidades etc., talleristas con una experticia formidable de alto nivel, que viven permanentemente en la actualización y capacitación que vienen construyendo un mapeo desde el arte y la cultura, con el fin de encontrar identidad y que el departamento de las 14 estrellas sobre una superficie verde tome forma y fuerza y sea un territorio poderoso para llevarles a los estudiantes tácitamente e implícitamente, un mensaje por medio de las clases y encuentros, que obvio son el hálito vital que transforma los seres humanos y construye ciudadanía con vida sana, con protagonismo, en convivencia, en paz y reconciliación, y sobre todo, en la creación desde el mismo cuerpo, como deidad para la creación, casi creer que cada uno de nosotros somos una obra de arte, los estudiantes que son el alma y motor de esta apuesta, son los mejores receptores con respuestas que nos dejan atónitos cada día con sus resultados. Es por ello que debemos asimismo agradecer a los rectores, a los líderes comunales y sociales y a los gestores culturales que son el cordón comunicante para que esto llegue a la periferia y al centro del departamento en mención.

Esta ecuación anterior está sobre la línea del respeto por todo lo que nos rodea y nos acompaña, he ahí que las más de 50 personas que venimos realizando este arduo y difícil trabajo, luchando contra la inclemencia de la naturaleza entre los municipios y las propias dificultades técnicas y de infraestructura, no son un inconveniente, por el contrario son retos para vencer; lo anterior  deja una estela de satisfacción a la labor cumplida, estos desarrollos y contenidos no se podrían lograr sin la capitanía de Eliana Carmona Giraldo, la secretaria departamental de cultura y su equipo colaborador compacto que con su carisma, conocimiento, dedicación y empatía por todas las cosas que le platicamos para mejorar cada día y que convierte las dificultades en soluciones, pues es ella una persona que lleva los hilos tensados y en coordinación con todo su equipo, además del apoyo y participación de Carol Grisales, una profesional de la música y que no sólo es artista también habla y piensa el arte y la cultura, y por demás practica deporte extremo, una metáfora entre lo duro, unido a la satisfacción, con la experiencia de la coordinación y desafíos de la escuela de formación departamental, con una responsabilidad nada fácil pero si proba; la de la barita que dirige una orquesta para que suene afinada y en armonía, su temprana experiencia y su buena disponibilidad a la escucha es su fortaleza, para mejorar sustancialmente las dificultades con la mirada siempre puesta en el horizonte, para terminar en el mejor puerto, el del conocimiento, el aprendizaje y la interconexión de los contenidos, para que esta línea del arte y la cultura de esta administración, ocupe un lugar merecido como lo fue en la antigüedad. Todo merece el afecto de la mirada.

Artículo anteriorEl campero librero
Artículo siguientePobreza eterna y hambre sin fin

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Más articulos