Fundado el 9 de febrero de 2020
LUIS FERNANDO CARDONA
Director Fundador

ActualidadEl mal ejemplo corruptor

El mal ejemplo corruptor

ESCAMPAVIA

Registra el periódico El Colombiano, en su edición del 23 de junio, la acción judicial que el abogado Eider Esteban Manco presentó para poner en conocimiento de la autoridad, que los congresistas recibieron viáticos por lo que él estima fueron 59.000 millones de pesos durante el período de la pandemia, cuando el cuerpo colegiado no sesionó de manera presencial, situación que, considera el autor, también cobijaría a los togados.

         Para combatir la corrupción unos y otros anuncian, penas y grupos de búsqueda para sancionar a los delincuentes de cuello blanco, penas y equipos que existen, pero que poco han logrado incidir en esta plaga.

En inglés la palabra deterrent se entiende como la acción que previene la comisión del delito, como ejemplo el debate sobre si la pena de muerte produce el efecto de evitar el crimen de sangre; en nuestra opinión los castigos, entre los cuales se cuenta el máximo, cual es la condena eterna al infierno no evita el delito.

La pandemia moral que nos azota y que, a pesar de que mal de muchos es consuelo de tontos, no se combate solo con penas y cárcel, sino con ejemplo; de ser cierto lo que el abogado demanda, será de gran efecto si el presidente Petro, quien es actual senador, y toda su bancada decidieran, sin que fuere necesario el pronunciamiento de los jueces, regresar al fisco la totalidad de lo pagado sin justa causa y aún mejor si los funcionarios de la justicia hicieran lo mismo, en vez de declararse impedidos para atender la demanda.

No pretendo ser un Catón y menos un San Francisco  pero me asiste el derecho a sugerir este comportamiento puesto que, hasta donde llega mi conocimiento, soy el único congresista que renunció voluntariamente y años antes de que se pronunciaran las cortes, a que se me contabilizaran los viáticos y gastos de viaje como elementos integrantes de mi salario,  puesto que, a pesar de ser un componente que contemplan las normas vigentes, preferí renunciar a recibir algo que consideré no merecido y así reduje mi pensión de manera considerable.

El estado puede y debe actuar para atender las necesidades de quienes carecen de todo, pero solo lo podrá hacer si dispone de los dineros necesarios para esta labor insoslayable, dineros que deben resultar de los impuestos pero del otro lado de la ecuación, de la austeridad en el gasto, así la práctica que se escuda en lo legal para incrementar el ingreso de quienes administran dineros ajenos, a través de: viáticos, gastos de viaje, vehículos, servidores exclusivos;  debe ser algo pare revisar. El contubernio entre juntas que manejan recursos ajenos, que se auto remuneran con pagos exorbitantes y que además asignan sueldos que superan hasta tres veces el del presidente de la república o el del gobernador y alcalde cuando su ámbito de competencia es regional, ya es demasiado evidente e injusta como para no merecer la revisión por parte de un gobierno que quiere ajustar las cargas.

El mal ejemplo de las fiestas y los derroches de los narcotraficantes, sin duda inducen a la juventud a conseguir dinero fácil; de la misma manera las mentiras y el engaño que produce beneficios inmerecidos a políticos sin pudor ni recato terminan legitimando conductas claramente inmorales cuando no delictivas.

Cuando el presidente Petro invitó y el ex presidente Uribe aceptó dialogar nos dieron una muestra de cómo dos antagonistas sin trastiendas quienes han actuado de frente y sin engaños,  se respetan y hablan, algo que no vale la pena con quienes sinuosos hacen trampa y mienten.

2 COMENTARIOS

  1. Uy! Dr. Juan excelente reflexión la sacó del estadio, muchas gracias. Y que justo lo que Ud renunció para su pensión y que gallardía lo expresado del Presidente Uribe haber aceptado reunirse con Petro. Gracias por sus columnas

  2. Totalmente de acuerdo, Juan Guillermo. Además, hay que tener en cuenta que la Comisión Primera del Senado discutió el tema de los viáticos en pandemia, se sometió a votación pero una «mágica» salida al baño logró conseguir el empate que impidiera que se siga el proceso.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Más articulos