¿Hay desinterés de las EPS en la vacunación contra el Covid-19?

0
71

Por JUAN ANTONIO RUIZ ROMERO, Especial para El Opinadero

Una posible respuesta la dio el médico Víctor Raúl Castillo, presidente de la Fundación Cardiovascular de Colombia: “lo que paga el gobierno por una vacuna no da ni para cubrir la mitad de los costos de este tipo de procedimientos. Además, todas las ías encima, toda la prensa encima, los pacientes, es un riesgo muy alto». 

Luego de mes y medio de vacunación en el país contra el Covid-19, uno percibe poco interés por parte de la mayoría de EPS en la medida en que el gobierno les asignó, por decreto, nuevas responsabilidades y además numerosas normativas para adelantar la inmunización.

Allí se evidencia una paradoja. El gobierno nacional exige a las Instituciones Prestadoras de Servicios de salud, IPS, equipos de vacunación independientes -incluyendo personal administrativo para diligenciar datos y consentimientos- para evitar retrasos en los cronogramas de vacunación contra otras enfermedades: difteria, tos ferina, tétanos, influenza, hepatitis, sarampión, rubéola y paperas.

Eso tendría sentido, si fueran abundantes las existencias de vacunas contra el Covid para que las jornadas fueran intensivas y de largo aliento, pero con la entrega a cuentagotas de las dosis a las entidades territoriales, tener equipos paralelos dispuestos, sin biológicos disponibles, es costoso y poco práctico.

La intermitencia con la llegada de las vacunas, genera un fuerte impacto sobre la planeación del proceso, ya que es imposible presupuestar el alcance, cobertura y beneficios alcanzados a mediano plazo, cuando solo existe un horizonte inmediato: las dosis que lleguen esta semana.

¿De qué nos sirve que la Universidad Tecnológica de Pereira cuente con equipo humano e instalaciones para aplicar hasta 800 vacunas diarias, si por los flujos del Ministerio de Salud, apenas llegan 250 o 300 dosis?

Con respecto a otros países del continente como Perú, Bolivia y Costa Rica, que empezaron vacunación antes que nosotros, nuestro balance es mejor en la medida en que, en menos tiempo, se han logrado llegar a un mayor número de personas.

Hoy tenemos cerca de 2 millones y medio de vacunados con la primera dosis y 423 mil con la segunda. Sin embargo, esa cifra solo representa el 8% de los 35 millones de colombianos, objetivo final de la inmunización.

Revisemos cómo va el proceso de vacunación con las EPS que operan en nuestro departamento. El Servicio Occidental de Salud, SOS, que cuenta con la IPS Comfamiliar Risaralda; Coomeva, a través de Sinergia Global, y Salud Total asumieron directamente la vacunación de sus afiliados. A la vez le ofrecieron el servicio y capacidad instalada a otras EPS. (Por ejemplo, Sanitas contrató con los dos primeros).  

La EPS Sura también optó por tercerizar la vacunación contra el Covid con un reconocida IPS como la Clínica Los Rosales; mientras que la Nueva EPS optó por los servicios de Idime, tanto en Pereira como en Dosquebradas.

La EPS Medimás determinó vacunar a sus afiliados del régimen contributivo en sus sedes de Pereira, Dosquebradas y La Virginia; en tanto que a sus afiliados del régimen subsidiado, les asignó la red pública de hospitales. Lo mismo sucedió con Asmet Salud, régimen subsidiado y contributivo, Coosalud y Pijao Salud que subcontrataron con la Ese Salud Pereira la vacunación de las personas a su cargo.

Tal vez por ello y por los esfuerzos de la institucionalidad pública por disponer, además de los hospitales, puestos de vacunación en Expofuturo, el Centro Comercial Alcides Arévalo y en la UTP, los ciudadanos sentimos que el mayor peso del proceso lo asumió el Estado.

Es bueno que nos acordemos de esto, ahora que existe un proyecto de ley para ajustar el sistema de salud colombiano y en donde esperamos que se valore el aporte de la red pública, que desde tiempo atrás se encuentra en desventaja frente a los grandes grupos económicos que se apoderaron de la salud y para quienes la rentabilidad económica es mucho más importante que la salud de los colombianos.

Deja tu comentario

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí