Fundado el 9 de febrero de 2020
LUIS FERNANDO CARDONA
Director Fundador

Espiritualidad“Idiotas útiles”

“Idiotas útiles”

Por PADRE PACHO

La raíz griega ἴδιος, idios significaba de uno mismo, particular personal, se usaba para un ciudadano egoísta, que no se ocupaba de los asuntos públicos. De allí vienen términos como Idiosincrasia, que son los rasgos o el carácter propio de un individuo, de una colectividad; la palabra Idioma, que es la lengua de un pueblo o una nación. Cuando unimos la raíz ἰδι, con el adjetivo ώτης, hace referencia a una persona privada, a un particular. De aquí se deriva que el que se dedica a lo particular a lo suyo y no a la vida pública a lo común es un ἰδιώτης. En el mundo griego siempre se esperaba que un ciudadano participara de la cosa pública, de la πολιτική, “la política”, de lo común, “ἰδιώτης”, el idiota no era bien considerado en el mundo griego, porque solo le interesaba lo suyo y no el bien de los demás.

La palabra ἴδιος, tenía también un segundo significado, era aplicado a la persona que no tenía conocimientos profesionales, se le llamaba un “lego”, λαϊκός, sin educación formal. Se decía que el laico era alguien desinformado, ignorante, torpe. El latín luego lo refiere al “laicus” como el que no sabe, el que no es entendido, el que no es experto. Los romanos generalmente empleaban el término para designar a los excéntricos, huraños, introvertidos y asociales. Ya posteriormente se le aplica al iletrado, al ignorante. Cervantes en el Quijote de la Mancha, refiere el idiota, lego o laico, al ser estúpido y tonto. La palabra “idiotismo”, se fue poco a poco aplicando a esa forma rara y amenazadora y poco fluida para expresarse.

La palabra útil viene del latín utilis (cualidad de poder ser usado, que sirve), es una palabra compuesta de uti (servir, poder ser usado) y el sufijo ilis (dócil y fútil). Útil: que puede servir para algún fin.

Quien primero utilizó el término “idiotas útiles” fue Lenin, durante la revolución bolchevique, expresión que empezó a hacer carrera en el mundo de la política, y que se aplicaba a los occidentales que visitaban Moscú; en su pensamiento establecía que todo “idiota útil”, era aquel que ingenuamente servía a la causa del enemigo; aquellos a quienes se les inducía para que luego diseminaran propaganda soviética en sus países de origen.

Wikipedia define el término “idiota útil” como alguien que es manipulado por un movimiento político, generalmente de tendencia extremista, y que sirve ingenuamente a una causa que desconoce.

Hoy encontramos algunos ejemplos de “idiotas útiles”. Plinio Apuleyo, Carlos Montaner y Álvaro Vargas Llosa, de una forma un tanto satírica, presentan como piensan las elites políticas e intelectuales latinoamericanas y hablan del “Manual del perfecto idiota latinoamericano”, anclados en una mentalidad tercermundista que los lleva a un constante victimismo “patriótico” que, presentan al mundo occidental y al capitalismo como el principal culpable de los males de los países pobres, “idiotas útiles”, que al ubicarse en una posición de influencia social, abonan el terreno para el populismo, llevando a nuestros países a un estancamiento y cada vez mayor subdesarrollo. “Idiotas” que creen, que el bienestar puede ser alcanzado repitiendo siempre el mismo proceso, que lo que hacen es empobrecer cada vez mas la sociedad: acrecentando el estado y entregándole el poder al caudillo de turno. Todo un catalogo de trivialidades, mentiras y falacias sobre las causas del subdesarrollo en nuestros países, que obedece a esa enfermiza afición nuestra al estatismo y al caudillismo.

El mundo de la tecnología, hoy nos presentan también a un nuevo “idiota útil” aquel que, con un dispositivo inteligente en la mano, se convierte en uno de ellos, recibiendo mensajes y reenviándonos, sin ningún filtro y mucho menos, verificación. “Idiotas útiles” en esas cloacas digitales que infectan las redes de toda clase de falsedad; mercenarios de la intolerancia, escribiendo: “pásalo a tus contactos para que seamos miles”. “Idiotas útiles” de la era de la “posverdad”, una manera rebuscada de llamar a la mentira; que han envenenado de ponzoña la atmosfera social de nuestra patria. “Idiotas útiles” que se reproducen por millares, siendo manipulados al servicio de diversos intereses; que se les encuentra en el mundo intelectual y en la farándula, aquellos que se creen muy bien informados, pero que solo beben su conocimiento de la opinión de un medio sin opinión como lo son las redes sociales y que terminan siendo los “ἰδιώτης” del siglo XXI.

Nunca olvidemos las palabras de Vladimir Lenin: “Usaremos a los “idiotas útiles” en el campo de batalla. Iniciaremos el odio de clases. Destruiremos su base moral, la familia y la espiritualidad. Comerán las migajas que caerán de nuestras mesas. El Estado será Dios”.  

Padre Pacho   

2 COMENTARIOS

  1. Respetado Columnista: gracias por la referencia etimologíca de los vocablos : idiota e inútiles.
    Cada época de la historia tiene los representantes idiotas inútiles, desde diferentes líneas: sociales, políticas, económicas, de credo religioso, de reelección de genero.
    La persona que hace un comentario ,sobre su columna como: Anonimo.
    Le confirmo, aclaró:
    La esencia humana como un ser social., acepta que el conocimiento politico permite al hombre realizar su esencia social y puesto que todo conocimiento es expresado en un lenguaje, se puede aceptar una intima relación entre lenguaje , política, conocimiento y esencia social.
    Algo que ese hace difícil aceptar a quienes manejan discursos incendiarios, guerreristas, y dictatoriales bajo las cuales estamos regidos en el país actualmente.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Más articulos

 HAZ TU DONACIÓN