Ojos puestos en Quindío. Preocupa el incremento de ataques a personas LGBT

1
114
Foto Archivo Fundación Plataforma, Armenia.

Por EDUARDO MONTOYA PEREZ

El Eje Cafetero se viene consolidando como una fuerte opción para la reactivación del turismo amigable con la población LGBT+ (gay friendly). De esta manera, en el Quindío se vienen propiciando espacios como hoteles campestres entre otros lugares que muestran las maravillas del paisaje cultural cafetero con enfoque de inclusión.

Pero esos avances tienen otro trasfondo y, cabe anotar, que todo en el Quindío no es como lo pintan para los sectores sociales diversos. Desde Fundación Plataformas, hace tres años ya de que apoyamos a Colombia Diversa para escuchar a las comunidades sobre la situación que viven en materia de derechos humanos, y nos llamó la atención evidenciar que, durante ese tiempo, la mayoría de líderes LGBT+ tuvieron acompañamiento por parte de la Unidad Nacional de Protección – UNP.

La situación se suma al asesinato a piedra, en Quimbaya, de una menor de edad trans hace ya varios años, sólo por mencionar un hecho, al igual que el exilio que viven hoy muchos de ellos que buscan proteger su vida e integridad. Los relatos de Yahaira Uno y Ana María López, mujeres lesbianas, académicas y lideresas en temas de políticas públicas y LGBT+ son sólo la muestra de lo que se ha vivido en el Quindío durante años.

Ellas dos son el reflejo de lo que es ser víctimas del conflicto, internacional y en Colombia, por su orientación sexual, recibieron amenazas, fueron acorraladas y no les quedó más remedio que huir del país. Situación similar es la que hoy nos hace posar los ojos sobre el Quindío, donde en las ultimas semanas se vienen incrementando los ataques a personas transgénero y sexo servidoras del sector del Centro Administrativo Municipal – CAM.

En lo corrido de la última semana, se han presentado dos ataques: uno con arma blanca, donde la víctima fue Valery Almeyda, quien fue agredida por tres hombres que se movilizaban de una camioneta y que hoy se recupera en un centro asistencial de la ciudad. El otro, le sucedió el pasado lunes a una integrante de la Fundación Plataformas y ex participante del Plataformas Queens Race, Ana Sofía Pinzón.

Esta última, relató que se movilizaba por el sector de la Che en compañía de otra compañera trans, Valentina Muriel, a buscar una modista. Inicialmente, fueron agredidas verbalmente por su identidad de género, por unos hombres y un menor de edad que se encontraban en un taller de motos. Unas cuadras más adelante fueron interceptadas por dos hombres que se movilizaban en una motocicleta, quienes las increparon y les hicieron dos tiros. Por fortuna, ninguna de las dos recibió los impactos, resultando sólo con heridas en el momento de la huida.

Es preocupante lo que está ocurriendo en el Quindío, y ojalá las autoridades no dejen pasar estas situaciones como hechos aislados. Según Colombia Diversa, entre el 2013 y 2018 se presentaron, en ese departamento, 30 asesinatos de personas diversas por orientación sexual e identidades de género. Las víctimas merecen estar en nuestras memorias.

1 COMENTARIO

Deja tu comentario

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí