Fundado el 9 de febrero de 2020
LUIS FERNANDO CARDONA
Director Fundador

ActualidadSigan “chupando” que siguen robando

Sigan “chupando” que siguen robando

Mientras los pereiranos de “bien” se rasgan las vestiduras por la frase promocional de las fiestas de la Cosecha “las del chupe”, más de uno parece haber aprovechado la discusión, el despiste y hasta la reforma tributaria para hacer su propio agosto.

La inseguridad ha llegado a tal punto que se robaron la platica de las cámaras de seguridad e identificación facial que deben servir para que los amigos de lo ajeno no roben. El secretario de Gobierno de ese entonces, Álvaro Arias Vélez, renunció, se hizo el loco y nunca le puso la cara al Concejo de Pereira para explicar los hechos. Y así aspira a la gobernación de Risaralda.

La denuncia la hizo el concejal Mauricio Salazar Peláez en sesión de esa corporación, argumentando con cotizaciones y documentos, un sobrecosto en el contrato de 1.500 millones de pesos.

La respuesta del alcalde, Carlos Maya, no se hizo esperar: “Lo voy a demandar por calumnia e injuria”. Respuesta que parece sincronizada con las que ofrece el comandante de la Policía Risaralda cuando los pocos periodistas que todavía preguntan, le hablan de la inseguridad: “La gente no debe dar papaya”.

Pero no por estar próximos al mayor “chupe” del año que se inicia el 19 de agosto, dejan de ser muy graves las denuncias del concejal Salazar. En un proceso que califica de sastre y amañado de tal forma que, de las 46 firmas interesadas inicialmente, que hicieron 127 objeciones a los prepliegos, luego de 2 meses y después de haber bajado la licitación sin excusa alguna, solo se presentó un oferente que obviamente ganó.

 Analizados solo dos ítems de los muchos que el Concejal Salazar estudió sostiene que Fiscalía y Procuraduría, tienen las copias de las cotizaciones, que, conservando las mismas características técnicas, reflejan el sobrecosto de $1.500 millones. En el caso puntual de 200 cámaras fueron pagadas por la administración a $3 millones 820.340 cada una y al concejal Salazar se las cotizaron a 1 millón 200 mil y si se suman los impuestos tendrían un valor de $1.320.000. La diferencia de 2 millones 500 mil por cámara generó un sobre costo de $500.000.000.

Igual acontece con otro ítem del contrato relacionado con bocinas de audio y perifoneo. A la a alcaldía de Pereira le costaron 86 millones de pesos, al concejal Salazar la misma cantidad, 50 en total, con las mismas características técnicas le costaban $43.000.000.

Un trabajador con el desvalorizado salario mínimo de $1.000.000 necesita laborar 1.500 meses que son 125 años para ganarse los $1.500 millones que con toda “seguridad” parece que alguien se ganó en este contrato.

En manos de los organismos de control está la denuncia del concejal, en el derecho de los ciudadanos esta el que el ex secretario de gobierno de Pereira, Álvaro Arias aspirante a un cargo público tan importante como la gobernación de Risaralda ponga la cara y explique lo sucedido y un Alcalde que, a más de amenazar con demandar ponga las cuentas claras sobre la mesa. Mientras unos chupan otros si hacen su agosto y ¡Que vivan las fiestas de la Cosecha!

3 COMENTARIOS

  1. Muy oportuna denuncia, los pícaros viven listos a todas las ocasiones de «coronar»,lo mejor es que hasta Pablo Escobar denunció, o amenazó demandar a Lara Bonilla, cuando lo desenmascaró y reveló que era narco, no se dan explicaciones a la electores, se quiere amedrentar y acallar a quien se atreve a denunciar.

  2. Interesante esta radiografía en dónde el diagnóstico es el de una corrupción que al parecer es crónica en Pereira. Pero lo que más llama la atención es que al parecer, el pueblo no tiene dolientes y que el pan, y el circo hacen parte de los anestésicos. Pero no sé «preocupen » los Pereiranos que en la gran mayoría del territorio Colombiano, el escenario es igual o muy parecido.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Más articulos