TOLIMA EN LA RAP DEL EJE CAFETERO

1
22

Por JAIME CORTÉS DÍAZ

Hoy, en plena vigencia la adhesión a la Región Administrativa de Planeación (RAP) del Eje Cafetero por parte del Tolima, es bueno recordar a Gloria Inés Acevedo, profesional que empezó a proyectar la Plataforma Logística que operará desde La Virginia, quien, gracias a sus análisis y visión, presentaba en sus documentos a dicho departamento como elemento territorial para un desarrollo complementario de incorporación económica de ineludible fortaleza, observando además características culturales, productivas, étnicas y cafeteras especialmente en la parte norte del Eje que, de suyo, facilitaría el acople fronterizo con el resto del conglomerado. Las explicaciones que daba la doctora Acevedo las acompañaba de cartografía unificada para destacar, junto con el Norte del Valle, la pretensión consciente de ampliar, guardando las autonomías propias, los esfuerzos para dar un salto resuelto en productividad, infraestructura y competitividad.

Pues bien, con el apoyo definitivo del mandatario tolimense Ricardo Orozco y los buenos oficios de la Federación Nacional de Departamentos dirigida por Didier Tavera, la Comisión de Ordenamiento Territorial, del Senado de la República dio concepto favorable al convenio que integra a cuatro secciones político-administrativas en estratégica región compuesta por cien municipios, una población de cuatro millones de habitantes, 37.435 kilómetros de extensión y un 6% del PIB nacional que sembrará grandes oportunidades en procesos comunes y  que apalancarán los Planes de Desarrollo de cada área. En el escalafón de competitividad del país se verá reflejado luego en cifras el acierto de las decisiones tomadas, el incremento agrícola e industrial, el empuje del comercio local e internacional, la tecnología, la conectividad vial dentro de un gran contexto logístico alimentado por las Alianzas dirigidas y apoyadas por el Ministerio de Transporte; el túnel de la línea, la mira puesta en el Pacífico y el Atlántico por las Plataformas de la Dorada y la Virginia; el uso multimodal  del rio Magdalena y la línea férrea; de igual manera el Puerto de Urabá en bisagra de reparto que denominaba Gloria Inés Acevedo, que de la Virginia pasa a las carreteras de Cuarta Generación que se inician en la Pacífico Tres; la concreción de la propuesta de los gremios tolimenses de mejorarcon Impulsa, Mintic y otras agencias del Estado, los aspectos técnicos y de virtualidad dirigidos a las Pymes como fuentes abundantes de empleabilidad y materias para incluirlas en clústeres que las catapultarán colectivamente; el uso adecuado de ríos, lagunas, embalses y demás sitios propicios para el turismo en general y en novedad el acuático; la protección de los páramos y del Parque de los Nevados que, incluyendo el del Huila, en esta agrandada  RAP se encuentran ubicados el del Tolima, el Quindío, el Santa Isabel y el Ruíz, insignias del ecosistema que hay necesidad urgente de defender su flora, fauna, nieve, los acuíferos que alimentan las poblaciones  y el disfrute de un ecoturismo protectivo, máxime que recientemente la Corte Constitucional, en figura jurídica, le confirió el carácter de sujeto de derechos para efectividad de su conservación y acción insoslayable de las autoridades.

Por cuenta del covid-19 ha habido una contracción en los cuatro departamentos del Eje Cafetero y aunque hay muestras de recuperación, así sea lenta, las condiciones de mejorar son plausibles en esta unión solidificada si las comunidades entran en disciplina personalizada para contener el flagelo, ya que la vacunación no va a estar tan generalizada el año entrante.

En los tres primeros trimestres el decrecimiento en el valor agregado de sus ingresos, se estableció de esta manera en millones de pesos: Caldas -$18.907,  Quindío -$15.566, Risaralda -$17.766 y Tolima -$44.661. Superar esto constituye un reto mayor para logros planeados de conjunto y denotará, con toda seguridad, triunfos tempranos.

1 COMENTARIO

Deja tu comentario

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí